TRADUCE APUNTES A CUALQUIER IDIOMA

31 agosto 2015

Marcapata, tecnología ancestral para la renovación del techo de paja de la iglesia



Es una ancestral costumbre que  se repite cada 4 años en Marcapata (Provincia de Quispicanchi , Departamento del Cusco). Marcapata se encuentra  en la Autopista que une Cusco con Puerto Maldonado.  Marcapata significa  sobre la cumbre en  el idioma ancestral.
Este pueblo era paso obligado en la ruta del oro, la plata y la coca de las selvas hacia el Cusco.

La costumbre   consiste en el cambio del techo del templo de San Francisco de Asis, es una faena comunal festiva y colorida  donde participan las nueve comunidades campesinas que viven en la zona. Hace unos meses, esta actividad que permite la conservación de un bien patrimonial  con una tecnología ancestral, ya fue reconocida como Patrimonio Cultural de la Nación.

En el idioma natural de sus pobladores  esta ceremonia se llama   Iglesiawasichay,  es la fiesta que puede durar 7 u 8 días, dependiendo de las condiciones climáticas, y permite la renovación de la  paja en techo de la  iglesia local. 

Esta Iglesia fue construida a mediados del siglo XVII que se encuentra en Marcapata, una pequeña localidad ubicada entre Cusco y Puerto Maldonado.   La iglesia está hecha de barro, tiene hermosas pinturas murales de la escuela cusqueña,  y parte de su piso es de pona. 








El repaje del templo  de Marcapata ocupa a un promedio de 400 comuneros, hombres y mujeres de toda edad, organizados por comunidades, los grupos  están organizados en diversas tareas:

Grupos de comuneros traen la paja desde zonas de altura, otros traen la ñihua (una especia de junco que crece al borde de los riachuelos) desde las quebradas mas bajas,otros se dedican  la preparación de la paja, otros frotando y trenzando la paja hasta convertirla en sogas (k’eshwa),  estas sogas servirán para unir los fardos de paja (ichu)  a los palos del techo.

Otros pobladores se juntan en grupos de 7 a 8 personas que dándose vuelta en círculos van lanzando el ichu al aire, luego  lo sueltan, lo  desarman y amontonan en el centro del ruedo, después recogen el ichu del centro  y  harán fardos para subirlos al techo.el transporte de los atados de paja al techo se hace  utilizando  un interesante sistema de poleas o a mano, los que van colocando la paja en el techo

La música acompaña esta  actividad, hay cuatro bandas de músicos andinos deleitan  a los participantes con los mismos acordes, en esta ceremonia participan pocas  mujeres,  las viudas y solteras de preferencia, las casadas se dedican a servir la comida y la chicha de jora, en cuanto a los hombres, los jóvenes  trabajan en las partes altas del techo los mas ancianos  en el suelo preparando la paja. Por tradición ninguna mujer puede subir al techo de la iglesia

Participan pobladores de Warocani, Yanacocha–Inkacancha, Socapata, Unión Araza, Puyca, Qollana Marcapata, Sahuancay, Collasuyo y Yanacancha , ellos llegan desde sus comunidades para renovar el techo de la iglesia. Los pobladores dicen que antes se hacia esta faena cada cinco años,  pero como ha cambiado el clima,  la paja ya no dura ese tiempo y es necesario cambiarla ahora a los cuatros años.

Cada comunidad que participa en esta fiesta tiene un lugar en el techo , este espacio comunal se llama huacho y es marcado por una bandera peruana y un surco, los comuneros respetan el espacio de cada grupo y lo cuidan generación en generación.

El espacio de las autoridades es una humilde  mesa frente a la iglesia, cada comunidad tiene su mesa. Desde esta mesa de dirige el trabajo, allí también se llevan a los que por alguna falta deben ser castigados, el castigo se da con latigazos con un chicote. Se  castiga el llegar tarde entre otras faltas.  En la mesa hay mucha comida y bebida para los comuneros,  desde la chicha de jora y el cañazo, hasta la cerveza y la gaseosa,  la infaltable hoja de coca para el picchado para dar fuerzas y quitar el hambre a los trabajadores.

Para subir  la paja al techo , el sistema de sogas y poleas tiene como base un madero de base cuadrada de unos  40 centímetros de lado, de esta madera cuelgan os ganchos para sujetar la paja en fardos. A este madero le dicen " la mula " , la cuidan , la hacen descansar, la cubren o abrigan con chalinas como si se tratase de un animal, a semejanza de lo que hacen a un caballo o mula para domarlos, los vendan  para quitarles la rebeldía, dejan de ser ariscos.

En resumen, una fiesta que permite  la vigencia de una tecnología ancestral  para la cobertura de techos con paja o ichu, un motivo para reforzar mas los lazos  de las comunidades que participan,  para revalorar  las formas de trabajo comunitario y de mantener vivas las tradiciones andinas, donde trabajar es sinónimo de alegría, de unión y no de obligación.








VEA EL VIDEO








No hay comentarios:

BUSCA TUS TEMAS FAVORITOS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

LOS ARTÍCULOS MAS LEÍDOS DE LA SEMANA

TE INVITARNOS A SEGUIRNOS