TRADUCE APUNTES A CUALQUIER IDIOMA

16 octubre 2011

LA“PROMENADE” DE LE CORBUSIER 1887-1965 - Luis Gualtieri

El pasado 6 de octubre se conmemoraron 124 años del nacimiento del mítico Le Corbusier, quien es considerado hoy en día como uno de los arquitectos más innovadores del siglo XX.    Su  genio cambió al mundo y le otorgó una nueva identidad, ya que reconoció e incluyó los adelantos de su tiempo y los colocó, como nunca antes,  a disposición de la arquitectura.   Su vida fue ricamente compleja y muy prolífica; además de arquitecto fue pintor, escultor, escritor y poeta.  Dejó muchas obras construidas e innumerables proyectos.  Muchos de los arquitectos que actualmente marcan la pauta en el mundo, trabajaron en su atelier o colaboraron junto a él  en muchas de sus obras.     Estas han sido y son una fuente de inspiración, lo que permite afirmar que jamás un artista considerado en su individualidad ha hecho tanto por cambia su entorno.

 PRIMERA PARTE 1887-1930.
Nació en la Chaux-de-Fonds  (ciudad relojera del cantón suizo de Neuchâtel) el  6 de octubre de 1.887 con el nombre de Charles Édouard Jeanneret-Gris.   Su padre,  Georges Edouard Jeanneret-Gris, era un grabador de relojes para la exportación y un ávido alpinista. Su madre, Marie Charlotte Amélie Perret, era músico y compositor.    Su familia  era pequeña y modesta, lo que le permitió tener una infancia tranquila junto a su hermano mayor Albert.  Su tía paterna, Pauline Jeanneret, fue la encargada de criar a sus sobrinos mientras los progenitores ejercían sus respectivas profesiones.

Entretanto que el mayor recibía la mayor atención por sus dotes musicales, el más chico buscaba refugio en el dibujo durante las frías noches en que la familia se reunía en torno a la chimenea de su casa natal en el nº 38 de la calle Serre.
A los trece años de edad, el joven entró en la Escuela de Arte de La Chaux-de-Fonds (escuela del siglo XIX,  que formaba grabadores y obreros para la  industria  relojera), allí conoció a Charles L'Eplattenier, quien se convertiría en su profesor y mentor.   Su desempeño en el curso de grabados de relojes fue excelente y por ello, llamado para exponer en Italia, donde recibió un diploma por el grabado de una de sus piezas.    A la mayoría de edad fue transferido al curso superior de arte y decoración, donde aprendió a buscar la inspiración en la naturaleza,  acorde a las ideas de John Ruskin (autor del célebre libro: Las siete lámparas de la arquitectura).   Al cabo de un tiempo, L’Eplattenier persuadió al joven para que se convirtiese en arquitecto y lo puso en contacto con Louis E. Fallet, un colega que quería construirse un chalet (en los altos de Pouillerel).  Construyó entonces su primer proyecto, la Villa  Fallet, con René  Chapallaz como  supervisor.  


        "Bibliothèque de la Ville de La Chaux-de-Fonds, fonds René Chapallaz" (C) FLC             
           "Bibliothèque de la Ville de La Chaux-de-Fonds, fonds Le Corbusier"  (C) FLC



         "Bibliothèque de la Ville de La Chaux-de-Fonds, fonds Le Corbusier"  (C) FLC


A comienzos de 1.907 se embarcó en su primer viaje de estudio junto a su amigo Léon Perrin.   Por recomendación de su mentor visitó Italia y recorrió las ciudades de Milán, Padua, Génova, Pisa, Florencia, Siena, Boloña y Venecia.  A lo largo de su aventura, realizó una infinidad de bocetos que reflejaron sus propios sentimientos inspirado en lo que observó.   A los veinte años se trasladó a Paris y contactó al artista suizo Eugène Grasset, que lo remitió directamente a la oficina de los hermanos Perret.  Gustave, Claude y Auguste fueron pioneros en la entonces, revolucionaria técnica del concreto armado, ello les generó el repudio de sus colegas, ya que no creían en las bondades del nuevo material por considerarlo riesgoso.   Auguste Perret trabajó directamente con el joven suizo y le enseñó concienzudamente los secretos de tal oficio.



Concluido el trabajo en Paris, regresó a su ciudad natal para construir la Villa Stotzer y la Villa Jacquemet; una vez más con René Chapallaz.    Posteriormente realizó un segundo viaje con las ganancias obtenidas por las villas, pero esta vez recorrió los Balcanes, Asia menor, Turquía y Grecia.   En estos viajes formativos aclaró sus ideas sobre la importancia de la aplicación de la geometría en el arte y la arquitectura.   Llegó a esa conclusión, después de observar detalladamente el Partenón en la cima de la Acrópolis.
 


En 1.912,  puso a prueba los conocimientos adquiridos edificando por cuenta propia la Maison Blanche (para sus padres) y la Villa Favre-Jacot.  En la primera, cometió algunos errores de diseño que sirvieron de experiencia para la segunda, pero en ambas se notaría la rebeldía del joven arquitecto hacia las tendencias artísticas imperantes.   Al año siguiente, se capacitó para ser profesor de diseño y viajó a Paris, para realizar una exposición con una serie de acuarelas que aún no mostrarían el verdadero rostro de su talento.   Mas tarde, en 1914, realizó el estudio para las casas DOM-INO  y se dirigió a Alemania, para participar en la exposición del Werkbund.
A principios de 1.916 construyó el cinema La Scala  y  en los meses siguientes la Villa Schwob.   En esta vivienda por primera vez concibió al espacio interior como un generador de la forma exterior,  en franca oposición con la decoración  Ruskiniana, que solo le daba prioridad a la naturaleza formal y armonía compositiva de las fachadas.    También  estrenó  una  estructura de concreto armado,  que soportaría a cabalidad el peso del edificio,  permitiéndole jugar mucho más con la espacialidad.   Aún con la obra sin terminar, Anatole Schwob (su cliente para ese momento), inició una querella legal contra el joven entusiasta por haber sobrepasado el presupuesto inicial en casi el doble de lo establecido.  Como consecuencia de este suceso, fue blanco de críticas y burlas del mundo académico.   Con  este  y  otros  factores  en su contra, se vio abrumado y decidió  emigrar  definitivamente  de  su  pueblo  natal  al  país galo. 






Una vez residenciado en Paris, un Jeanneret más maduro,  se interesó  por formar parte de la nueva corriente ideológica que florecía en Europa.  Se dio cuenta que pertenecía casi involuntariamente a un movimiento artístico, que era impulsado por la “Era de la máquina” y que buscaba la profundidad en las teorías mas sencillas.    El nacimiento de esta conciencia causó un primer distanciamiento entre L’ Eplattenier y él.    En una carta escrita a su mentor en noviembre de 1.916, escribió sobre su creencia en un nuevo orden artístico; con palabras sutiles, criticó el método de enseñanza de  L'  Eplattenier y lo definió como carente de sustancia y profundidad.Durante su primer año en la ciudad luz,  trabajó en arte con “A” mayúscula y realizó una tela que le dio cierto renombre,  La Cheminée.   Por medio de este cuadro conoció a un artista llamado Amedée Ozenfant y junto a él  fundó el “Purismo” y la revista “L’ Esprit Nouveau” (el espíritu nuevo) con la colaboración de Paul Dermée y Fernand  Leger. Al poco tiempo escribió su primer artículo para el magazin, sobre algunos concejos prácticos para arquitectos y lo firmó con un nombre parecido al de su tatarabuelo materno, Le Corbusier.   Este sencillo artículo resultó ser una bomba  y  lo convirtió al cabo de un tiempo en una relativa celebridad.




Con el seudónimo de Le Corbusier comenzó en 1.922 la construcción de sus primeros proyectos en Paris, la Maison-Atelier de Ozenfant, la Villa Besnus  y  L’ aménagement de la Villa Berque.    Inmediatamente abrió un atelier con su primo, Pierre Jeanneret (ingeniero de profesión).    Ese mismo año realizó el proyecto teórico para Una Ciudad de Tres Millones de Habitantes, creando gran estupor en el gremio académico; seguidamente publicó “Hacia una nueva Arquitectura”, con recopilaciones de los mejores artículos de la revista “L’ Esprit Nouveau”.  La publicación fue subestimada por los más conservadores y elogiada por una nueva generación de arquitectos, que se sintieron identificados con el contenido.

Sin tomar descanso, proyectó la Maison La Roche y la Villa Jeanneret; esta última para su hermano Albert y su esposa, Lotten Räaf (donde hoy se encuentra la Fondation Le Corbusier).  Al cabo de un tiempo mudó su atelier al nº 35 de la calle Sèvres y desde allí comenzó la construcción de la Villa Le Lac (Petite Maison), les Villes Lipchitz-Miestchaninoff y la Villa Ternisien.    Para el año 1925, edificó la Cité de Frugès  (en la localidad de Pessac),  realizó el Pabellón del Esprit Nouveau y exhibió para la Exposición de Artes Decorativas de París, su primer plan urbano para la cuidad luz, llamado Plan Voisin (Vecino), el cual fue rechazado ferozmente por su naturaleza radical. 



 A pesar del escándalo, fue solicitado por el gobierno francés  para  proyectar y construir la sede del Armée du Salut (ejército de Salvación) y eso le brindó una victoria frente a sus detractores, pero tal satisfacción duró poco, porque en enero del mismo año, murió su padre a la edad de 71 años.  Acostumbrado a erguirse sobre  las dificultades, continuó su agenda trasladándose a Bélgica para comenzar la Maison Guiette,  luego a Stuttgart (Alemania) para supervisar los trabajos de el conjunto de casas Weissenhof  y de regreso en  Paris, inauguró  les Villes Stein y Cook,  que dejó encargadas  durante su ausencia a Pierre Jeanneret.   En  1.927,  luego de ganar el concurso de la sede de la  Sociedad de las Naciones en Ginebra, resultó descalificado por el testimonio negativo de un delegado francés.  El suceso generó un escándalo que fue reseñado en la prensa. 



En 1.928 constituyó el CIAM (Congreso Internacional de Arquitectura Moderna), como parte de una reacción pasivo-defensiva contra un grupo que buscó  difamarlo internacionalmente. Pero las cofradías e injurias lejos de perjudicarlo lograron  beneficiarlo,  porque  recibió dos ofertas  de  trabajo; una en Tunes,  para  realizar  la  Villa  Baizeau  y  en  otra  Rusia,  para proyectar  el   Centrosoyus.  



Subsecuentemente se trasladó a Poissy  y comenzó  la construcción de la Villa Savoye, con la cual  finalizó su  “ciclo de las villas blancas”.    Con esta vivienda, Le Corbusier logró buenas críticas y junto a la inauguración del Armée du Salud, su  reputación cobró fuerza nuevamente. 

 

A finales de 1.929 debió viajar a Sudamérica para cumplir  una gira, cuyos destinos fueron las ciudades de Montevideo, Buenos Aires y Rio  (realizando para esta última un urbanismo que resultaría de culto en años venideros).  Durante el recorrido conoció a la cantante internacional Josephine Baker e instantáneamente surgió una gran afinidad entre ambos.   Se ha especulado mucho sobre la relación que pudo haber mantenido el arquitecto con la “Venus Negra”, pero lo que se sabe con certeza es que esta le encargó una vivienda al mismo tiempo que la escritora argentina, Victoria Ocampo.  Ambas viviendas nunca se realizarían (sus planos reposan en la FLC).  



Sin vacilación, podemos ver la vida de Le Corbusier como una mezcla de lugares, personajes y situaciones interesantes, amalgamados por la genialidad de su arte.   En contraposición a lo que se piensa comúnmente, su “promenade” o recorrido por  el mundo, no estuvo solamente definido por sus obras tangibles o materiales, si no por la gran cantidad de conceptos que aún hoy, prevalecen e inspiran a muchos.   En la próxima parte haremos un paneo en su gira por Sudamérica, al mismo tiempo que avanzaremos hacía la época de oro del arquitecto.  Finalmente, en el tercer fragmento  nos zambulliremos en la Costa Azul para revivir sus últimos momentos.

Agradecimientos:

Fondation Le Corbusier
8/10, square du Docteur Blanche  75016 Paris- France
Phone: +33 01 42 88 41 53 / Fax: +33 01 42 88 33 17
E-mail: info@fondationlecorbusier.fr

ASSOCIATION  MAISON  BLANCHE
12 Chemin de Pouillerel 2300 Chaux-de-Fonds / Suiza..
E-mail: contact@maisonblanche.ch

 




LUIS GUALTIERI
Urbanista (USB). Desde 1999, realiza viajes a paí­ses como Italia, Francia, España, Grecia, Londres y Egipto, para estudiar su arquitectura más importante. Posteriormente se radica en Roma y hace un estudio ambiental para la Universidad de La Sapienza. Trabaja para el bufete de arquitectos BISCIARDI, durante su estadí­a en Italia.  Posteriormente se traslada a Parí­s para comenzar una investigación sobre Le Corbusier, la cual le hará visitar paí­ses como: Suiza, Alemania, Bélgica, URSS, India, entre otros. En el 2004, participa en el "National Symposium of Architects of  India" y obtiene el primer lugar en el concurso "Monument to the city of Chandigarh",  en ese mismo viaje de estudio, el departamento de turismo, le otorga una mención honorí­fica por su especial interés en la ciudad y sus habitantes. En el 2005, realiza negociaciones con una editorial en Francia y la Fundación Le Corbusier, para publicar una edición  actualizada y moderna sobre Le Corbusier en Español y Francés (en curso).  En mayo del 2004, participa en la segunda edición de "Le Festival Artistique" que se hace en la "Cité Universitaire" de Parí­s y obtiene el premio "Meilleur Participation Créative".  En Octubre de 2006 gana el concurso lingüístico “America Latinissima” y participa junto a otros jóvenes latinoamericanos de un Séjour por Roma y la región del Abruzzo.  Desde el 2005 colabora con diversos medios de comunicación impresos como son el diario “El Nacional” (Venezolano), “La Voce” (Italiano), “La Hora” (Ecuatoriano), “El Clarín” (Argentino), entre otros.  También aparece en algunos programas de T.V. pertenecientes a las cadenas Canal-I y Canal de Noticias Globovisión (Venezolanos), proporcionando información sobre Le Corbusier.   En 2011 colabora en la producción de un documental dedicado la Arq. Augusto Tobito para el programa “Biografias” del canal de noticias antes citado.
E-mail: gggualluis@yahoo.com

5 comentarios:

César dijo...

muy buena la iniciativa de dividir una biografía tan compleja en tres partes, creo que sería un pecado comprimir 77 u 78 años de un grande como corbu en un solo post. Muy buenos algunos detalles, como aquel de la afinidad con J.Baker, el juicio en su ciudad natal y la niñez solitaria por causa del talento de su hermano. Tengo curiosidad por la tercera parte.

Anónimo dijo...

Investigando sobre Corbu en la Red, di con este artículo sobre su vida, ya que me llamó la atención la palabra promenade. muy bueno y resumido como uno esperaría de la Wikipedia, espero las otras partes.

Lionel dijo...

corbusier es el mejor arquitecto del siglo pasado, ni Frank Loid Right, ni Alvar Aalto, ni Louis K...ect llegaron a su calidad espacial e ingenio conceptual, muy buena esta primera parte.

Carlos dijo...

La lectura de la tercera entrega me hizo querer leer desde el inicio esta biografia. La riquesa de esta publicación radica en sus curiosidades, como la foto de la casa natal de corbu o las fotos de sus mentores.

SULEIMAN dijo...

Que duro debió ser el crecer junto a un hermano virtuoso, favorito de los padres. Lo digo por el hermano de corbu, un poco de humor no? -sería bueno mas biografías como esta-

BUSCA TUS TEMAS FAVORITOS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

LOS ARTÍCULOS MAS LEÍDOS DE LA SEMANA

TE INVITARNOS A SEGUIRNOS