TRADUCE APUNTES A CUALQUIER IDIOMA

14 marzo 2017

El complejo arqueológico de Tipón en Cusco - Tecnología ancestral vigente



El nombre antiguo de Tipón, o por lo menos de la zona donde se encontraba el Santuario, es Quispicanchis. Todavía se conserva, y fue la denominación de un extenso y denso poblado que ocupó 40 hectáreas de la ladera al oeste del complejo de andenes de Tipón. El trazado irregular de ese asentamiento indica que no fue construido por los incas, sino por alguno de los pueblos conquistados. 

La importancia del lugar está señalada en la descripción que hace el padre Cristóbal de Molina del notable peregrinaje místico que los tarpuntaes -sacerdotes incas-, realizaban antes del solsticio de invierno para llegar cerca al lugar de salida del Sol. Se trataba de un peregrinaje de 100 kilómetros hasta Sicuani visitando adoratorios dispuestos en línea recta. Luego, se recorrían otros 100 kilómetros de regreso al Cusco, siguiendo una línea que llegaba a Mantocalla, el sitio donde los astrónomos imperiales observaban en las sucancas del este las salidas del Sol, para definir la duración del año y verificar las fechas de solsticios y equinoccios. 

El adoratorio de Tipón resulta pequeño en comparación con el tamaño del poblado vecino pero, la calidad de la edificación y la excelencia de la técnica hidráulica allí utilizada, hacen del sitio un lugar excepcional. Las aguas que riegan los andenes todavía circulan por los estrechos y profundos canales, forma poco común en el incario. 

Las aguas quizá merecían ese cuidado porque se originan de un puquio, una fuente natural cerca a las cumbres del Patachusán; el poderoso apu Pachatusan que cierra el valle por el este y ante el que todavía los cusqueños inclinan su cabeza, antes de sorber sus chichas. Eran aguas sagradas y para alguna gente del lugar todavía lo son. 

En épocas pasadas, sacerdotes imperiales de alto rango se encargaban de hacerle ofrendas de acuerdo a las fases lunares. Ellos ocuparon la parte alta y sus días trascurrieron plácidamente en su mágico retiro. En Tipón la presencia del agua es sagrada porque brota del poderoso corazón del apu Pachatusan, puntal celeste. 

Un canal de casi un kilómetro y medio, trae las aguas de la altura y se hace subterráneo al pasar bajo lo que pudo ser un intihuatana, en el extremo noroeste del complejo. De allí se reparten las aguas por canales habilitados con compuertas para riego controlado de la serie de andenes que bajan por el pequeño valle que contiene al monumento. 

Los andenes son de excelente factura en el encaje de las piedras y en la calidad del trazo. Pudieron servir para cultivos especiales e investigación agrícola. Siendo Moray un lugar para experimentación en microclimas y riego por secano, Tipón pudo cumplir un papel semejante para explorar técnicas agrícolas basadas en el riego artificial.

Se encuentra asentado sobre una superficie sumamente irregular. En los tiempos del incario no existieron terrenos planos ni horizontales, todo fue modificado por los habitantes del Tahuantinsuyo para satisfacción de su veterano monarca. 

Composición de terrazas

Escaleras en voladizo entre andenes

Vista panorámica de Tipón

Caída de agua del sistema hidráulico

Terrazas de acuerdo al lugar

Detalle de muros de piedra


Los principales sectores que conforman Tipón son: 

Recintos Reales y Jardines:

Hermosas habitaciones y jardines levantados en base de megalíticos bloques de piedra constituyeron la Casa Real que Huiracocha mandó construir como morada para su padre Yahuar Huaca. Este es el grupo más bello y amplio del complejo, cuenta con hermosas fuentes y canaletas que hasta el día de hoy siguen vertiendo agua, que aflora de misteriosos y secretos canales subterráneos. 

Una construcción ovoide a manera de torreón se ubica al sur de los andenes. Desde este lugar se puede apreciar toda la quebrada con una vista impresionante

Intiwatana:

Hermosas habitaciones de primera calidad con exquisitas hornacinas trapezoidales, desde donde se puede abarcar visualmente casi todo Tipón, se ubican a escasos metros de los recintos principales. Se encuentran ubicadas a mayor altura sobre una elevación montañosa que protege todo el conjunto. 

Recintos Menores:

Una personalidad de cierta importancia, pero que no pertenecía a la nobleza, debió habitar en estos recintos. Las habitaciones, ubicadas casi a 1 km. del Intiwatana, son de menor calidad, pero a pesar de esto muestran importancia y solemnidad. Están construidas inicialmente de piedra y concluidas de adobe. 

Andenes y Áreas de cultivo

Tipón visto desde el satélite (Google Maps)

Andenes y canales hidráulicos

Fuentes de agua de 2 y 4 caídas

Terrazas que se integran a la topografía del terreno

Red de canales, tecnología 


Mirador del Cusco:

En la parte norte del conjunto arqueológico se encuentra una significativa prominencia orogénica que fue, en la antigüedad, un importante sitio para observación y señales. Se le ha denominado Cruz Moqo que significa "cumbre donde hay una cruz" y a la vez Qosqo Qhawarina que quiere decir "desde donde se divisa el Cusco". Se le ha llamado así porque desde este lugar se divisa la parte occidental de la ciudad del Cusco. Fue un lugar de abundante población durante el incanato, morada de personalidades con amplios poderes políticos y económicos. 

La Muralla:

Es posible que la zona de Tipón haya sido ocupada por señoríos que libraban guerras de muchos años y para asegurarse, construyeron colosales y extensos muros defensivos, que sin lugar a dudas les llevó muchos años de trabajo. Posteriormente la muralla careció de objeto pues todos los reinos regionales pasaron a formar parte del gran Imperio del Tahuantinsuyo. 

Genios Agrícolas:

Los incas alcanzaron un desarrollo impresionante en su arquitectura y especialmente en sus construcciones hidráulicas. No hay grupo arqueológico, donde no se aprecie la admirable conducción y distribución del agua, de tal manera que la falta del líquido elemento no fue un problema, es más algunos de ellos aún sirven para abastecer a la población que habita la zona actualmente. 

Así de impresionante es el sistema de irrigación que todavía sirve a la agricultura, construido aprovechando la existencia de un manante de agua en el lugar, con canales labrados en piedra y muy precisamente calculados a veces con caídas casi verticales que en su conjunto constituyen una obra maestra de ingeniería hidráulica; existen por su parte algunas fuentes que debieron responder a fines ceremoniales. 

Escaleras en voladizo entre andenes

Dos caídas paralelas de agua


Canales hidráulicos en Tipón, sistema en funcionamiento

Fuente de agua con 4 caídas

Andenes y terrazas de cultivo en Tipón

Complejo Arqueológico cercano a Tipón (Google Maps)

No hay comentarios:

BUSCA TUS TEMAS FAVORITOS

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

LOS ARTÍCULOS MAS LEÍDOS DE LA SEMANA

TE INVITARNOS A SEGUIRNOS